martes, 5 de marzo de 2013

El agua de la muerte



Vivimos al pie de la presa. Pintamos el muro para no recordar
que sólo es un muro
entre la vida y la muerte.
Vivimos al pie de la presa.

Y nos acostumbramos.



Pero el muro cayó mientras dormíamos. Llegó la inundación
y entró, helada, en las camas.
Colmó las casas, 
ocupó el aire.

Y ahora estoy aún acostumbrándome a vivir
bajo el agua.